31 diciembre, 2014

Pobre 31 de diciembre

¡Feliz último día del año 2014! 

Todos los 31 de diciembre son días de caos, de organización, de compras... es un día que estamos deseando que acabe para empezar el nuevo año, con nuestros nuevos cambios y retos. 

¡Pobre 31 de diciembre! 

Vamos a quererlo un poco más, vamos a dedicar este último día del 2014 haciendo lo que nos gusta, como todos los días, y hagamos que el 2014 acabe con un sabor dulce, dispuestos, no a cambiar para el próximo año, sino a mejorar. 


Vamos a dedicarnos un rato para nosotros mismos. 

Vamos a pensar lo bueno de este año, y vamos a hacer de lo malo, lo bueno para el 2015. 

Vamos a pensar que el 2015 será igual, pero mejor, que nada está perdido y que si un problema no tiene solución, tiene escape. 

Vamos a sentarnos a olisquear por última vez en el 2014 el olor a libro que tanto nos gusta, para volver a hacerlo mañana. 



Vamos a aprender a valorar las cosas que nos benefician y ni nos damos cuenta de que lo hacen. 

Vamos a pararnos a escuchar esa canción que nos trae tantos recuerdos de este año que está a punto de acabar. 

Vamos a meditar cómo queremos empezar el 2015, y que no sea con resaca, sino con la sensación de que tenemos una nueva oportunidad. 

Vamos a aprender a disfrutar de la oportunidad de vivir cada día.

Feliz Año Nuevo, pero sobre todo, feliz 31 de diciembre.






No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Críticas y comentarios